YouTube para Músicos: ¿de dónde viene el dinero?”

¡YouTube es una mina de oro para los músicos! ¿Pero de dónde viene el dinero? Echa un vistazo a este artículo sobre la anatomía del beneficio en la plataforma de vídeo más popular del mundo…

YouTube para Músicos: ¿de dónde viene el dinero?”[Artículo escrito por Nicholas Salomone, Senior Content ID Analyst de CD Baby.]

¿Qué es la monetización en YouTube?

Monetización en YouTube es el proceso mediante el que los contenidos originales generan, lo habrás adivinado, dinero. Ese contenido original puede ser de varias formas, entre ellas:

  • grabaciones sonoras
  • composiciones sonoras
  • contenido visual
  • o (el maridaje perfecto entre audio y vídeo) vídeoclips

Dicho contenido puede ser subido por usuarios individuales como vídeos únicos o como “recursos” separados audio/vídeo. Los recursos sonoros y visuales se suben separadamente para optar a Content ID, el sistema por el que el material con derechos de autor es identificado correctamente entre todos los contenidos subidos a YouTube y reclamado por los poseedores de derechos correctos.

La entrega separada de recursos de audio y visuales hace que tu contenido sea más fácil de ser encontrado entre los vídeos generados por usuarios (vídeos que no estás creando tú mismo) o en YouTube Red.

Así, si has enviado tu música a un servicio de YouTube Content ID (como el programa de Monetización en YouTube de CD Baby), tu música será subida como grabaciones y composiciones por tu administrador de derechos y todos los vídeos que usen tu música original serán identificados, reclamados y monetizados en tu nombre.

¿Qué significa para ti la monetización?

Bueno, si eres un YouTuber y creas vídeos y los subes a tu canal, puedes monetizar esos vídeos y empezar a ganar dinero de los anuncios que se insertan en tus vídeos. Para hacer esto, antes necesitas que tus contenidos de vídeo cumplan las Normas de la Comunidad de YouTube para contenidos adecuados para los anunciantes.

Lo siguiente es que debes dar de alta una cuenta AdSense y decidir qué tipos de anuncios quieres que se muestren en tus vídeos. AdSense es el servicio que conecta a los anunciantes con contenido apto y, una vez los anuncios se incluyen en ese contenido, hace un cargo al anunciante y paga a la persona cuyo contenido se ha usado para difundir los anuncios.

Y si eres un creador de vídeos o un músico que usa un servicio de administración de contenidos, esa compañía monetizará tu contenido en tu nombre y recaudará todos los ingresos a través de su cuenta AdSense antes de enviarte tus ganancias directamente a ti.

No todos los anuncios se crean igual…

Los anuncios en YouTube se insertan mediante la subasta de AdSense. Aquí es donde el contenido se asocia al anuncio concreto.

El proceso de subasta es casi todo automático basándose en cosas como:

  • datos demográficos
  • tipo de vídeo
  • canal
  • y (lo más importante) número de visionados

Esencialmente, los anunciantes se dan de alta y fijan su política sobre cuánto quieren pagar por vídeos con cierto nivel de visitas, y entre estas políticas están los tipos de anuncio que quieren difundir (pop-up, pre-roll con opción de saltártelo o no). Así, si posteas un vídeo o tienes contenido en un vídeo que tiene un crecimiento meteórico en vistas por uno u otro motivo (lo que es el sueño ideal), verás el progreso del vídeo a través de los tipos de anuncio mientras las vistas continúan subiendo. Y por descontado tus ingresos deberían reflejar esta tendencia positiva.

Otra opción sería que tu contenido fuera usado o reposteado por un canal importante, que insertaría los formatos de anuncio más lucrativos desde la primera vista, porque como canal tienen suficiente número de visitas diarias para que los anunciantes quieran pagar sin comprobar el éxito de un vídeo determinado. Y para demostrar lo complejo que puede ser todo esto, cada anuncio recibirá dinero del anunciante no solo basándose en el tipo de anuncio si no también en cuánto tiempo del anuncio ha sido visto antes de que el usuario se lo salte.

Ok, AdSense junta al anunciante con el contenido, ¿pero cómo encuentra AdSense mi contenido en YouTube y sabe cómo monetizarlo?

YouTube hace eso por ti. Para crear una plataforma en la que vídeos y música pudieran ser subidos y compartidos libremente sin que la gente estuviese demandándose constantemente entre sí por violaciones del copyright, YouTube desarrolló un proceso muy sofisticado (llamado Content ID) para escanear todos y cada uno de los vídeos que incluye. Como ya he dicho, el escaneo busca imágenes y audio que encajen no solo con otros vídeos generados por usuarios en YouTube, sino también toda clase de contenido de audio y visual protegido por derechos de autor, sin importar si ese contenido ha sido subido por el propietario o no.

Esto pasa a través de la subida y registro de “recursos” y archivos de referencia al Sistema de Gestión de Contenidos (CMS) de YouTube para el escaneo de Content ID y la monetización. Puede llevar hasta dos semanas para un vídeo recién subido ser confrontado con todos los recursos en YouTube, pero una vez se certifica que un vídeo contiene algo que pertenece a otros, YouTube actuará conforme a las políticas fijadas por el propietario del contenido.

Así, el propietario del contenido puede querer que un vídeo que contiene su material original sea reclamado en su nombre y monetizado. Esto significa que el propietario correcto de los derechos del contenido utilizado indica que se incluyan anuncios en el vídeo (si no está ya monetizándose) y recaudar hasta el 55% de los ingresos generados.

Los propietarios de contenidos pueden también fijar diferentes políticas relativas a recursos concretos, como duración y porcentaje de coincidencia con el archivo de referencia original y acción deseada (monetizar, monitorizar, bloquear, o no hacer nada). Por supuesto no es un sistema perfecto y puede tener sus lagunas, pero siempre está la opción de una disputa sobre cualquier reclamación sobre tu contenido que pienses que es incorrecta. Este proceso de disputas fuerza a que una persona real revise tu contenido y determine si el reclamante posee derechos sobre lo que hay en ese video concreto. Pero entraremos más en profundidad en este proceso en otro momento.

¿Qué es importante que debo saber si quiero ganar todo el dinero posible?

Lo más importante que debe hacer un artista o propietario de un canal para monetizar al máximo su contenido es:

  1. Asegurarte de ser propietario de todo el contenido que pretendes monetizar, y optimizar toda la información y archivos de referencia asociados con ese contenido para que sea clara y completa. Si no posees el contenido no puedes monetizarlo, y aquí se termina la conversación.
  2. Proporcionar metadatos completos y correctos. Cuanto más completos sean los metadatos asociados a una canción, composición o vídeo en YouTube, más fácil será para tu contenido ser identificado y reclamado, y para YouTube verificar tu propiedad frente a cualquier fraude. La exactitud de esta información incluye asegurarse de que si declaras poseer la composición, realmente escribiste la canción y puedes reclamar legalmente la edición (para versiones o canciones de dominio público NO PUEDES reclamar la composición). La cantidad de contenido que anda por ahí es abrumadora, y una información cuidadosa puede ser la diferencia entre ganancias significativas o ninguna ganancia. Así, estate al tanto y haz los deberes para que tus recursos estén actualizados y correctos.

¿Te parece mucho trabajo? No tiene por qué serlo si das con una compañía fiable que optimice tu música y vídeos en YouTube por ti. CD Baby puede hacer ambas cosas con nuestro programa de Monetización en YouTube y con Illustrated Sound, nuestra red multicanal de YouTube. ¡Solicita tu adhesión hoy mismo!


YouTube para Músicos: ¿de dónde viene el dinero?”Nicholas Salomone:

Músico, innovador y un emprendedor desesperadamente optimista. Actualmente, Nicholas pasa sus días contemplando la santidad de la propiedad intelectual y los derechos digitales como Analista Sénior de Content ID para CD Baby.


Leave a reply

Your email address will not be published.