Cómo usar el Email para llevar tráfico a tu sitio web

Los correos que mandas a tus fans son tu oportunidad a interactuar con ellos, y mandeles a tu sitio web para ver las últimas noticias de tu banda. Si la gente se acostumbra a esperar de tus emails contenido útil, divertido, y de fácil acceso, no solo tendrán ganas de recibirlos, sino que también aumentará su interés porque sabrán que siempre van a obtener algo. Sigue leyendo para ver algunas ideas de cómo crear mejor contenido para tus suscriptores.

shutterstock_119250430-300x300Por Brad

El email más productivo que puedes enviar a tus fans es aquel que los anima a hacer algo.

Deberías pensar en tus emails como un punto de partida, un sitio desde el que el lector inicia el camino hacia lo que realmente quieres que haga. Esto podría ser comprar tu álbum o libro, darte un like en Facebook, chequear tu nuevo vídeo o cualquier otra cosa que los acerque a ti y a tu trabajo.

If people come to expect useful, fun, easy-to-access content from your emails, they’re going to not only look forward to your mailings, but they’ll also become more engaged with your content because they’ll know they’re bound to get something from it.

Si la gente se acostumbra a esperar de tus emails contenido útil, divertido, y de fácil acceso, no solo tendrán ganas de recibirlos, sino que también aumentará su interés porque sabrán que siempre van a obtener algo.

Así que, ¿cómo haces para que la gente salte de tu email a tu web, donde tiene lugar la acción?

Más abajo te doy algunos trucos, pero antes prueba esto: piensa en los emails que esperas recibir de bandas/autores/marcas, o piensa en los emails que has recibido recientemente y te hicieron clicar en un link. ¿Qué es lo que te hizo querer dar ese salto, desde tu programa de mail al navegador? Ten esto en mente e intenta repetir ese interés, entusiasmo o curiosidad en tu propio emailing.

Aprende de los emails que envías a la papelera

A continuación, piensa en los emails que has relegado a la papelera, o los que borras inmediatamente cuando se abren. ¿Por qué no te interesan? Los recibes por algún motivo (posiblemente, alguna vez le has comprado algo al remitente), así que ¿por qué eres tan cruel? Ya sé que un email de la tienda donde compraste el regalo para el cumpleaños de tu abuela no es lo mismo que otro relacionado con tu profesión, pero ya me entiendes: a veces es lo que no haces lo que marca la diferencia.

Algunos consejos rápidos para hacer que la gente clique y pase de un email a tu web:

Diviértete con la redacción del asunto

Aparte de la dirección del remitente, el asunto de tu email es lo primero que la gente ve cuando su mensaje entra en el Inbox. Si puedes encontrar algo divertido, brevemente informativo o intrigante, atraparás a la gente para que quiera ver qué contiene ese email. Nunca subestimes la importancia del asunto. Si la gente no abre tu email, todo lo demás no tiene sentido.

Tiéntalos

Esto es un clásico, pero aun obra milagros. Un título resultón y las primeras frases de un artículo/post/noticia, seguido de un link “lee más”, puede originar tráfico en un santiamén. No dés el bistec del post en el email. Anima al lector a clicar e ir tu web a ver los detalles.

¿Tienes un vídeo? Crea un link de imagen

Este es un tanto taimado, pero se usa tanto que no puedo imaginar a nadie sintiéndose engañado. Si tienes un vídeo que quieres que la gente vea, haz una captura de imagen del reproductor —asegúrate de que incluye el botón de “play”— y haz que esa imagen sea el link a la página de tu website que contiene el vídeo. La idea es que la gente clique en el vídeo, pensando que van a verlo en el email, pero en su lugar la imagen les lleva a tu web, y pueden ver el vídeo allí. Ellos consiguen ver el vídeo, y tú tienes un visitante más en tu web. Todos ganan.

Pica su curiosidad

¿Te has fijado alguna vez en esos titulares del Huffington Post que dicen cosas como “Nunca creerás dónde se quedó pegado este niño” o “Ella vistió… ¿el qué?”. Has clicado esos links, ¿verdad? Ok, yo también lo he hecho. Lo cierto es que somos criaturas curiosas. Quiero saber dónde se pegó ese niño, y no sabría decirte por qué. Pero no saberlo me está matando. Este enfoque puede usarse en tus mail: “¡Nunca adivinarás de quién voy a ser telonero!”, o “Nadie me dijo que esto formaba parte del proceso de edición”.

Nota sobre esto: si el resultado (la noticia completa, el artículo, o lo que sea) no está a la altura de lo prometido, la gente se sentirá defraudada. No seas arrogante ni te excedas con este método, o la gente se dará cuenta de que estás creando falsas alarmas.

¿Has tenido éxito con tus email y has apreciado una subida en el tráfico de tu web? No te quedes tus secretos y compártelos en la sección de comentarios!

 

1 Comment

  1. Pingback : La prioridad #1 a la hora de promocionar tu música - MúsicoDIY

Leave a reply

Your email address will not be published.